La Provincia gestionó ante la Nación beneficios para los extrabajadores del ingenio San Isidro

La ministra de Producción, Trabajo y Desarrollo Sustentable, Paula Bibini, se reunió con su par nacional, Dante Sica, y la planteó la situación de este sector.

Image description

La situación social en torno al ingenio San Isidro sigue generando preocupación. Luego de los incidentes del sábado pasado, y las acusaciones cruzadas entre la empresa y el gremio por la quema de cañaverales, ayer hubo una reunión clave por el tema. La ministra de Producción, Trabajo y Desarrollo Sustentable de la Provincia, Paula Bibini, visitó en su despacho en Buenos Aires al titular de la cartera de la Producción de la Nación, Dante Sica.

“Junto al ministro Sica evaluamos la posibilidad de asistir a los extrabajadores del ingenio San Isidro con programas de la cartera nacional”, manifestó la ministra Bibini al cabo de la reunión que tuvo lugar en la sede de le cartera nacional.

La ministra explicó que también solicitó a la administración nacional “que intervenga y realice las gestiones pertinentes con los expropietarios de la firma para pagar el 50% de las indemnizaciones de los exempleados y la posibilidad de un fondo de desempleo ampliado que se da en carácter de excepción”.

El fondo de desempleo ampliado es una herramienta que se aplica a los fines de extender los beneficios para los extrabajadores hasta tanto puedan reinsertarse al mercado laboral.

“Entendemos que toda ayuda es bienvenida para los trabajadores y sus familias, es por eso que junto a nuestro equipo de trabajo estamos consideramos todas las herramientas para ayudar a paliar la situación”, indicó Bibini.

Mientras ello ocurría en Buenos Aires, en Salta el gremio que representa a los extrabajadores cuestionó lo que definió como una “militarización” de la empresa y sus alrededores. “Vehículos policiales por doquier, numerosos efectivos desplegados dentro de la empresa y apostados en los alrededores, algunos ocultos tras los troncos de los árboles”, repasó un comunicado del Sindicato de Obreros y Empleados del Azúcar San Isidro (SOEASI). En él indicaron que Diego Ruiz, uno de los nuevos dueños y virtual vocero de la empresa, admitió haber solicitado “custodia para salvaguardar los bienes del ingenio”.

Frente a esa situación el secretario general, Mariano Cuenca, buscó vincular el accionar empresario con los gobiernos provincial y nacional; y advirtió que “vamos a seguir luchando y al mismo tiempo abiertos al diálogo para llegar a conclusiones razonables, porque acá está en juego el pan de nuestras familias y el futuro de nuestra tierra”.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: